¡Acepto pulpo como madre trabajadora!

La semana pasada, tomando un café con una compañera de trabajo, dijo una frase que me hizo sentirme totalmente identificada: “Ser madre trabajadora es como ser un pulpo”. ¿En qué sentido? Una madre mientras está atendiendo una llamada de trabajo, sosteniendo el teléfono con el hombro, está con la mano derecha dándole un yogur a su hija pequeña y con la izquierda programando el mando a distancia para